EL GATO DE CHESHIRE

By MARÍA GARCÍA BARANDA - mayo 25, 2018





"Solo unos pocos encuentran el camino, otros no lo reconocen cuando lo encuentran, otros ni siquiera quieren encontrarlo."

Alicia en el país de las maravillas, Lewis Carroll


     No me gustan los gatos, pero el de Cheshire es el gato más sabio que he conocido. Mira, piensa, escruta, analiza y… sentencia. Certeramente. Unos pocos encuentran el camino, en efecto. Otros jamás. Sea este el éxito vital, la felicidad en su concepto más etéreo, o el propio Amor. Que siempre hay quien lo alcanza en su versión más resplandeciente; en la mayor parte de los casos porque sabe amar generosamente y no busca que le laman las heridas, solo amar. No hay más truco. Otros muchos lo tendrán delante, a su lado, en su pecho, pero se querrán tanto a sí mismos que no lograrán verlo. Habrán de destrozarlo, de hacerlo mil pedazos. Usarán a los seres circundantes a su antojo, entonaran los cantos de sirena precisos para no sentirse solos, pero en el fondo tampoco habrá camino. Siempre vacíos, siempre huecos de alma, siempre en soledad punzante. Merecido. Y otros tantos,… otros ni se levantan de la silla a por ello. Allá cuidados, cada uno sabrá. 

    No me gustan los gatos, pero el de Cheshire tiene mucha razón. Alicia siempre me enganchó por dentro y la seguí en su viaje. En sus letras encuentro la verdad de la vida. Y el camino también. Ni un "te quiero" de pega, ni un quedarme fingido, ni una entrega a medias, ni un cubrir mis carencias. Todo o nada. Pero siempre de veras, solo cuando es de veras.  






  • Share:

Tal vez te guste...

0 comentarios