ETERNAS NOTAS...

Notas atemporales desde las antípodas...

El primer recuerdo que tengo de CROWDED HOUSE me retrotrae a mi época del Instituto (¡ayer fue!). La sensación que me queda de aquella etapa es dulcísima. Tan, tan blandita yo que me castigaba escuchando una misma canción una y otra vez, una y otra vez, durante horas e incluso días. ¡Ay! Debía de ser aquello de que hacemos las canciones nuestras y todas parecen haber sido compuestas para extraer la esencia de lo que sentimos en ese preciso instante.
(En realidad creo que aún me quedan atisbos de esa práctica ¡ejem!)

De momento, ahí va una de las grandes.
Crowded House, Fall at your feet.

I'm really close tonight...



Comentarios

Entradas populares de este blog

EL ADULTO ES UN NIÑO ESTROPEADO

DOCENTES NO DECENTES

LA EDUCACIÓN DE UN PAÍS NO ES SINO EL REFLEJO DE LA SOCIEDAD QUE LO HABITA (Primera parte)